11 ene. 2011

The Walking Dead: los zombies invaden el mundo

Adelantándome a su estreno en La Sexta, hoy mismo, y violando los inquebrantables principios de la ministra González-Sinde, antes de ayer acabé de ver la primera temporada de la última serie de zombies en Internet. Y, francamente, me ha encantado. Por eso mismo (de nuevo en honor a Sinde), volveré a ver en la tele los seis capítulos de los que, de momento, se compone The Walking Dead.
El comienzo de la historia es, de alguna forma, un tanto previsible: un hombre (poli, para más inri) despierta en el hospital y descubre que el mundo, tal como lo conocía, ha desaparecido. En lugar de personas, las ciudades están abarrotadas de asquerosos "caminantes", muertos vivientes que ansían la carne fresca de los vivos. En esa tesitura, Rick, que así se llama el protagonista, está dispuesto a buscar a su familia y a alguien que le pueda ayudar.

Aunque en un principio los capítulos parecen algo lentos, comparados con otras películas de temática parecida en las que no hay minuto sin acción, zombies o mamporros, el ritmo pausado pero tenso de la serie le da mayor credibilidad y no hacen falta zombies por doquier para sentir que el peligro les acecha. Además, da tiempo a conocer a los principales personajes en profundidad y valorar a la persona frente al "caminante"; es decir, la vida, la experiencia y los recuerdos de una persona, frente al vacío mental de los zombies.

Basada en una serie de historietas estadounidense, la producción de la segunda temporada continuará en junio de este año; mientras, nos quedaremos con la duda: ¿experimento nuclear? ¿virus letal? ¿síndrome de Belén Esteban? ¿Cómo y por qué los zombies están exterminando a la raza humana? El comienzo de todas las preguntas, esta noche en La Sexta.

1 comentario:

  1. Me alegro de que te haya gustado, Héctor, a mí me ha parecido una gran serie ;) Buena crítica!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...